Los orígenes filantrópicos de la Fundación Aldo Rubino- Museo de Arte Contemporáneo, surgen de la pasión por el arte de su fundador y mecenas Aldo Rubino que comenzó a coleccionar obras de artistas a finales de los años 80. Con el tiempo la colección definió su perfil focalizándose y especializándose en las tendencias pictóricas estilísticamente ligadas a la abstracción geométrica y a las investigaciones óptico-cinéticas a nivel global. Fue precisamente en este momento que el acervo tomó un nuevo rumbo convirtiéndose en la colección MACBA.

Con el firme propósito de dar difusión a su colección, en 2011 firmó los estatutos para la creación de la Fundación Aldo Rubino- Museo de Arte Contemporáneo. En el sexto año de esta importante iniciativa, es posible establecer su genealogía y punto de partida fundacional en diversas exhibiciones que se llevaron a cabo en mayo y noviembre de 2011. Este proyecto federal de itinerancia que fuera exhibido primeramente en el Museo Nacional de Bellas Artes de Neuquén, luego en el Museo Emilio Caraffa y en el Centro Cultural del Bicentenario en Santiago del Estero, entre otros, permitió dar a conocer y difundir públicamente en instituciones claves del país una importante selección de la colección permanente de MACBA. Al año siguiente en mayo de 2012 una nueva exposición titulada Geométricos Hoy. Caminos en Expansión volvía a presentar la colección en distintos museos y centros de arte del país.

El nacimiento de MACBA en tanto museo tiene su origen en el año 2012. Surgido a partir de la idea concreta de albergar el corpus de obras de la colección MACBA, se encarga al estudio de arquitectura Vila-Sebastián la creación de un edificio, que abrió sus puertas por primera vez al público el 1 de septiembre de ese año. Fue con la exhibición Intercambio Global. Abstracción Geométrica desde 1950 curada por Joe Houston que la colección encontró su propio espacio de identidad y pertenencia en sede propia. En 2014 una nueva selección de la colección MACBA se presentó en el MACRO de Roma y en noviembre de ese mismo año en The Frost Art Museum en Miami. En febrero de 2016, se inaugura en el Museo del Barrio, de la ciudad de New York, la muestra The Illusive Eye, la que fue realizada a partir del proyecto de exhibición creado por el fundador y director ejecutivo de MACBA Aldo Rubino, y adaptado en colaboración con Daniel Veneciano, director del citado museo. Se cristaliza así un proyecto que muestra la propia identidad de la colección MACBA, exhibiendo un corpus de obras importantes, que completa una trilogía de exhibiciones iniciada por Global Exchange y Obsesión Geométrica. Escuela Americana 1965-2015 presentada en MACBA.

En estos últimos años la colección MACBA creció de manera sostenida a partir de importantes adquisiciones. En este sentido se suma a la fuerte identidad “abstracta” de la colección MACBA una expansión hacia otros lenguajes del arte contemporáneo que se integran a su patrimonio como parte del dinamismo propio de toda colección. La importancia de la abstracción geométrica en la Argentina y en el contexto global, justifica la existencia de un acervo que se proponga historiarla, realzarla y contextualizarla. A su vez, desde el museo la tarea primordial es destacar su condición pública, comprenderla como un capital social que da cuenta de la apreciación que históricamente el coleccionismo tiene por la educación en el arte.